Cómo Bay Cities creó el sistema de apoyo perfecto para la primera laminadora de Oppliger en los Estados Unidos.

Bay Cities es una empresa californiana de diseño y fabricación de envases y expositores. Fundada en 1956, la empresa realiza actualmente la mayor parte de su negocio desde una instalación de 90.000 pies cuadrados en Pico Rivera, que se encuentra cerca de Los Ángeles. Bay Cities también tiene una segunda instalación situada en Bentonville, Arkansas, para atender a los clientes del este de Estados Unidos.

El envasado es un negocio competitivo hoy en día, y parte de lo que ha hecho que Bay Cities tenga tanto éxito es su disposición a adoptar nuevas políticas y tecnologías. La empresa ya cuenta con una variedad de encoladoras, laminadoras, troqueladoras, recubridoras y prensas en su taller, pero cuando Bay Cities se aventuró en la impresión digital, la entrada en este espacio de mercado se encontró con una complicación particular. Descubra la solución eficiente y modular que Bay Cities ha puesto en marcha para su nueva laminadora Oppliger.

Tiempo estimado de lectura: 2 minutos


El problema

La impresión digital es una tecnología sofisticada – y al igual que ocurre con la mayoría de las tecnologías avanzadas, hay otros factores que deben tenerse en cuenta en su implementación. Así que al adquirir una laminadora Oppliger 186/206 S3, la primera de su clase en América, la dirección de Bay Cities se dio cuenta rápidamente de que necesitaba un sistema de apoyo avanzado para este equipo especializado para que funcionara a su máximo potencial.

La solución

Después de hablar con la empresa consultora Quadrant 5, Bay Cities recurrió al sistema Flexpipe para construir una solución de manipulación de materiales que pudiera servir adecuadamente como estructura de soporte para la nueva imprenta digital de la empresa. Los consultores examinaron detenidamente la situación de Bay Cities y luego elaboraron un plan.

Después de diseñar la distribución del suelo, construyeron a medida una estructura Flexpipe específica para la imprenta. Esta estructura, formada por tuberías, juntas y otros accesorios, fue capaz de soportar para que la última inversión de Bay Cities pudiera funcionar a pleno rendimiento y captar más negocio.

El resultado final

Como resultado, el sistema Flexpipe personalizado que se creó para la prensa de impresión digital fue una solución de primera clase. Lo cual es lógico, ya que la laminadora Oppliger 186/206 S3 fue también la primera de su clase en Estados Unidos. Además, los ejecutivos de Bay Cities quedaron muy impresionados con la rapidez con la que se creó la solución Flexpipe y lo específica que era en cuanto a lo que necesitaba exactamente la imprenta como soporte.


Como el sistema Flexpipe puede diseñarse y construirse a medida para adaptarse a aplicaciones específicas, los resultados son excepcionales. Bay Cities también quedó muy impresionada por la implicación de su mano de obra. El diseño y la fabricación a medida de sus soluciones utilizando estas estructuras especiales, apoyan un tipo especial de implicación que es inestimable.

 

julien-depelteau-portrait
Julien Depelteau - Director General & Presidente

Julien es el presidente y cofundador de Flexpipe. Conoció la manufacturra esbelta en 2006 y lanzó Flexpipe en 2010. Su misión desde entonces ha sido introducir el sistema modular en nuevos mercados, haciéndolo
asequible y accesible.